Viñeta ARTSENAL JH – @ARTSENALJH

Artículo de Caracola – @carolacaracola5

Pues nada… Ya hemos pasado la moción de censura, ya se han despejado todas las dudas. Al final, el PNV apoyó, Rajoy salió más faltón que nunca a decir algo así como que “todo era mentira salvo alguna cosa” y a pedirle a Pedro Sánchez que dimitiera él. Luego, desapareció, cundió el pánico pero salió la señora Cospedal (con chaqueta naranja, ojo al dato) a decir que todos tranquilos que Rajoy no dimitía.

Los partidos de izquierda han reconocido que poner a Pedro Sánchez como presidente no era lo que más les apetecía en esta vida pero que lo de echar a Rajoy y a un Gobierno corrupto sí entraba en sus prioridades. ¡Bien por ellos! Han tenido altura de miras.

Sin duda, ahora se demuestra que se pudo haber evitado el Gobierno de Rajoy y que ─como venía diciendo Pablo Iglesias─, si el PSOE quería, era posible echar a Rajoy en días.  Este mismo acuerdo que ha aprobado esta moción, se pudo haber conseguido desde el principio de la legislatura si este PSOE que ahora ha tomado esta iniciativa, hubiese mirado a los grupos de izquierda en vez de pactar con Ciudadanos primero y apoyar a Rajoy después, olvidando su “No es no”, o si hubiese apoyado la moción de censura que en junio de 2017 presentó Unidos Podemos y así nos hubiésemos ahorrado una legislatura corta pero cargada de involución democrática, recortes sociales y corrupción. Rectificar es de sabios pero no dejemos de tener en cuenta que Rajoy ha gobernado porque el PSOE lo ha permitido.

Albert Rivera, de tanto mirarse el ombligo ha dejado de ver españoles y se ha aislado en sí mismo. Es necesario guardar en la memoria esa imagen, Ciudadanos es el único partido que ha votado en contra de desalojar a los corruptos del Gobierno y eso este país no debe olvidarlo. Su único interés era convocar elecciones generales cuanto antes, ahora que el oráculo de las encuestas dice que parece que le son propicias. Solo ha pensado en sus prioridades y no en las de la ciudadanía. Él que venía a regenerar no regeneró nada y esto pasará factura.

Sin duda es una satisfacción haber echado a Rajoy y al PP de los mandos de este país y que por fin la corrupción tenga consecuencias pero… ¿Ahora qué? ¿Qué versión de Pedro Sánchez vamos a ver? Muchas voces desde el PP y desde Ciudadanos califican interesadamente al nuevo Gobierno como débil por estar en minoría y como “Gobierno Frankenstein” por la diversidad de los apoyos que la moción ha recibido… Esa misma “debilidad” podría ser su fortaleza si Sánchez optase por abrirse a esa pluralidad, a ese mosaico que le ha prestado su apoyo desde la distancia ideológica. Le he oído hablar de diálogo con Catalunya… ¡Ohh! ¿Me lo puedo creer?

Conocemos a dos Pedros Sánchez. Uno, el que prefirió oír a los barones más rancios del PSOE y al IBEX y decidió pactar con Ciudadanos; el otro es aquel que le reconoció a Évole que se había equivocado al calificar a Unidos Podemos como populistas, que había sido un error firmar un pacto con Cs, que confesó las presiones empresariales y de medios de comunicación para que el gobierno fuese conservador y que hasta admitió que en los despachos se deciden asuntos que tendría que decidir la ciudadanía…

Tiene unos meses por delante antes de las elecciones generales a las que, más pronto que tarde nos veremos abocados. Será una travesía corta y difícil ─no olvidemos que el PP tiene mayoría en el Senado y no dudará en usarla para obstaculizar─, pero que se puede aprovechar para abrirse a esa pluralidad parlamentaria que representa a la diversidad de la ciudadanía, para tratar de detener la involución democrática, establecer vías de diálogo con Catalunya y sobre todo para ir poniendo en marcha medidas sociales y así atender a lo más urgente: el pueblo más desfavorecido que ha sido la principal víctima de una crisis cruel con la población y que fueron los más olvidados por el Gobierno corrupto del PP.

No espero grandes alegrías del PSOE pero me gusta dejarme llevar por los sueños y en esos sueños se me aparece mi querido Portugal, con un gobierno de pacto por la izquierda que está haciendo emerger a un país que estaba en la UCI y con respiración asistida.

 

Vídeos

 

 

 

 

 

Mensajes

 

 

 

 

 

Tuits