Viñeta de  Deuxpression – @deuxpression:  “La Fachamorfosis”

Artículo de Simone Renn – @SimoneRenn

 

Después de más de 40 años de Dictadura en España amanecimos con una nueva Constitución y una nueva Democracia, pero ¿qué pasó con los que habían dirigido el país durante el franquismo?

  • Tras la muerte de Franco en 1975 no hubo relevo en los dirigentes de empresas que se habían lucrado con la red clientelar de la Dictadura, y muchas de ellas con el trabajo de los presos republicanos, pues seguían dirigiendo las grandes compañías de nuestro país.
  • Tampoco hubo sustitución en los mandos del Ejército ni en la dirección de las principales Instituciones, como las de la Educación.
  • Heredamos un rey nombrado por Franco, Juan Carlos I.
  • Los torturadores siguieron con sus medallas al mérito fascista y sus víctimas se veían obligadas a cruzarse con ellos por las calles, gozando los criminales de total impunidad.
  • Tampoco se ayudó a las madres de los miles de bebés robados, es más, los robos continuaron durante la democracia.
  • No se revisaron los abusos de todo tipo llevados a cabo con las niñas y niños en las instituciones religiosas y franquistas.
  • Ningún gobierno del PP o PSOE tuvo el valor para sacar de las fosas los miles de cuerpos de republicanas y republicanos que dieron la vida por la democracia en España, convirtiéndonos en el segundo país del mundo, tras Camboya, con el mayor número de fosas comunes después de una guerra civil, a pesar de las múltiples advertencias de la ONU a los diferentes gobiernos.
  • Así podemos continuar.

La Ley de Amnistía de 1977 borró cualquier opción de que los crímenes del franquismo fueran juzgados.

No existió ningún proceso de reeducación de los franquistas, ni tampoco un manifiesto de “perdón”.

Entonces, ¿todo siguió igual en la Dirección de España? No, todo no siguió igual, los demócratas comenzaron a florecer, pero los privilegios de los fachas continuaron perviviendo.

Más de 40 años después de la muerte de Franco podemos seguir escuchando un “Arriba España” en la despedida de cuatro fachas trasnochados acompañados de cura con sotana en la puerta de un bar, un agosto de 2018, y continuamos discutiendo sobre la conveniencia de exhumar al dictador del monumento del Valle de los Caídos, en el que se encuentra enterrado para exaltación del fascismo.

 

 

La determinación y el saber que la Justicia tiene que triunfar nos hace a los demócratas mantenernos firmes, y no hemos de temblar ante el “ruido de sables” de exmandos fascistas del Ejército con su manifiesto de julio de 2018, porque también nos descubren a todas esas grandes mujeres y hombres de las Fuerzas Armadas demócratas, que aunque incluso hoy son invitados a CAFE como en el 36, tienen los arrestos suficientes para plantar cara a los cobardes fachas.

 

CAFE, siglas que encierran la frase Camaradas, Arriba Falange Española, la usaban los sublevados en los días previos al intento del golpe de estado del 36, al grito de “¡Café, café!” para eludir la vigilancia de las autoridades republicanas y de los militares demócratas a los que asesinaría para que triunfase el golpe de Estado, que se convertirían en las primeras víctimas de Franco y de sus “colegas” los militares africanistas.

Parece que por fin ya llega la auténtica “Transición” tras otro ciclo de 40 años en España.

Los fachas están “revueltos” porque están viendo que por fin está llegando el término de sus privilegios y de su mundo. Lo que se debía haber llevado a cabo hace 40 años lo estamos haciendo ahora, “vamos tarde” pero como dice el refrán “Nunca es tarde si la dicha es buena”.

La oportunidad que ahora tenemos para por fin “terminar la Transición” la debemos aprovechar y encarar con determinación y valentía todas y todos los demócratas unidos. Esta vez ya no valen “paños calientes” y confiamos que el Gobierno y la oposición democrática estarán a la altura para que por fin en España podamos vivir con orgullo y satisfacción “La Democracia”, y sepan proteger sobre todo de forma adecuada a los más valientes que se atreven a denunciar hechos de corrupción y de ataques frontales al espíritu democrático en cualquier ámbito. Ya NO vale mirar para otro lado.

ACTUALIZACIÓN 28-08-2018

El señor @santifontenla movido por el temor que tiene de perder sus privilegios de facha trasnochado, se revuelve, pierde los papeles y ha invitado de nuevo a CAFÉ a nuevos perfiles de Twitter. Confiamos que la Red Social tome cartas en el asunto y pare los pies al “cafetero”.

Tuit de @santifontenla invitando a CAFÉ en Twitter

Enlace al tuit

 

Tuits y posts

 

 

Ver más

Paseando por la Historia. La jerga de la Guerra Civil 27-02-2011

CAFE: Siglas que encierran la frase Camaradas, Arriba Falange Española. La usaban los sublevados en los días previos al alzamiento, al grito de “¡Café, café!” para eludir la vigilancia de las autoridades republicanas.

Wikipedia. La Metamorfosis de Kafka

La metamorfosis o La transformación (Die Verwandlung, en su título original en alemán) es un relato de Franz Kafka publicado en 1915 que narra la historia de Gregorio Samsa, un comerciante de telas que vive con su familia a la que él mantiene con su sueldo, quien un día amanece convertido en un enorme insecto.

Fue incluida en la serie Great Books of the 20th Century (Grandes libros del siglo XX), publicada por Penguin Books.

Wikipedia. La Transición Española

Período de la historia contemporánea de España en el que se llevó a cabo el proceso por el que el país dejó atrás el régimen dictatorial del general Francisco Franco y pasó a regirse por una Constitución que restauraba la España democrática. Dicha fase constituye la primera etapa del reinado de Juan Carlos I.

Existe cierto consenso en situar el inicio de la transición en la muerte del general Franco, el 20 de noviembre de 1975, tras la cual el denominado Consejo de Regencia asumió, de forma transitoria, las funciones de la jefatura del Estado hasta el 22 de noviembre, fecha en la que fue proclamado rey ante las Cortes y el Consejo del Reino Juan Carlos I de Borbón, que había sido designado seis años antes por Franco como su sucesor «a título de rey».

Wikipedia. Ley de Amnistía en España de 1977

Incluía la amnistía de los presos políticos, así como un amplio espectro de delitos que incluían actos políticos, rebelión, sedición —incluidos los delitos y faltas cometidos a consecuencia de ambas— y denegación de auxilio cometidos antes del día 15 de diciembre de 1976.1​ Puesta en vigor en plena transición a la democracia, su objetivo era eliminar algunos efectos jurídicos que pudieran hacer peligrar la consolidación del nuevo régimen.2​

Varias décadas después, a raíz de las denuncias interpuestas por delitos de lesa humanidad como genocidio y desaparición forzada cometidos durante la guerra civil y la dictadura, y que se encontraron con el obstáculo infranqueable de la ley, que impedía juzgar delitos pertenecientes a esa época, organizaciones como Human Rights Watch y Amnistía Internacional solicitaron en repetidas ocasiones al Gobierno la derogación de la norma, al considerarla incompatible con el Derecho internacional, pues impide juzgar delitos considerados imprescriptibles

Artículos relacionados en La Política

Tan solo uno de los ocho capitanes generales del Ejército de la República se unió a los militares rebeldes fascistas en el intento de golpe de Estado del 36

 

Comunicado del Foro Milicia y Democracia (FMD) sobre el manifiesto en el que altos mandos, retirados, alaban la figura de Franco

 

18 de Julio; relato de un golpe de Estado

 

Los militares demócratas tienen mucho que decir. “Carta de un oficial del Ejército del Aire a los seiscientos altos mandos de las Fuerzas Armadas que firman el manifiesto de adhesión a la memoria de Franco”