Tiempo de lectura: 16 minutos
AZNAR, PRESIDENTE DE LA JUNTA ASESORA DEL INSTITUTO BUSSOLA EN BRUSELAS, LOBBY DE LOS EMIRATOS ÁRABES UNIDOS EN LA U.E. (Viñeta de Lex)

AZNAR, PRESIDENTE DE LA JUNTA ASESORA DEL INSTITUTO BUSSOLA EN BRUSELAS, LOBBY DE LOS EMIRATOS ÁRABES UNIDOS EN LA U.E. (Viñeta de Lex)

 

Viñeta de Lex – @LLexadas

Artículo de Simone Renn – @SimoneRenn

 

El Corporate Europe Observatory (CEO) nos desvela el lobby de los Emiratos Árabes Unidos en Bruselas, del que forma parte Aznar junto a otros ex primer ministros europeos.

Se está repitiendo la historia de Hitler, mientras los Gobiernos de los Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí causan dolor y destrucción a la ciudadanía de Yemen, intervienen en el conflicto de Libia y desoyen los Derechos Humanos dentro de sus propias fronteras, las democracias occidentales miran para otro lado.

Hoy en día la guerra no va de moros y cristianos, va de autoritarios y demócratas dentro de todos y cada uno de los países, en la que el dinero une voluntades para mantener a los tiranos en el poder, y los defensores de la tolerancia debemos unirnos y elegir modelos económicos que no nos arrastren a situaciones no deseables.

La ultraderecha española no tiene religión, solo ambición.

El Corporate Europe Observatory (CEO) desveló el año pasado como Arabia Saudí ha recurrido desde 2015 a un lobby que ha representado en secreto sus intereses ante la UE para mitigar su mala prensa. El pasado viernes pudimos leer una investigación del Corporate Europe Observatory (CEO) en el que se desvela el lobby de los Emiratos Árabes Unidos en Bruselas, el Instituto Bussola, formado por un grupo de expertos encabezado por ex primeros ministros europeos, entre ellos José María Aznar, hasta consultorías de lobby especializadas en “diplomacia privatizada” y en uso de “plataformas de desinformación de redes sociales“, todo ello para lavar la imagen de los EAU.

Es más que conocido que los Emiratos Árabes Unidos han sido acusados ​​de perpetrar crímenes de guerra en Yemen , han aplastado la disidencia y respaldado al brutal régimen de Sisi en Egipto, y han desempeñado un papel crucial proveyendo de armas en el conflicto en Libia, a pesar de estar prohibido por la ONU. Esto sin mencionar las violaciones internas de los derechos humanos como el abuso de los trabajadores migrantes o el aplastamiento de la disidencia dentro de sus fronteras.

La junta asesora del Instituto Bassola es una potencia bien conectada de figuras políticas europeas conservadoras, que ofrece a Bussola una miríada de posibilidades de influencia y trabajo en red: el presidente es el ex primer ministro español José María Aznar y los otros miembros de la Junta son el exsecretario general de la OTAN Anders Fogh Rasmussen, la ex presidenta irlandesa Mary McAleese; sin mencionar a los ex primeros ministros de Francia, François Fillon, y Croacia, Jadranka Kosor, y para colmo, la ex comisaria de la UE Anna Diamantopoulou. Varios eurodiputados figuran como “invitados de honor”, incluido el ex primer ministro de Polonia Jerzey Busek, ahora eurodiputado.

Web de Bussola. Think tank de Emiratos Árabes Unidos. Junta asesora honoraria (José María Aznar)

Web de Bussola. Think tank de Emiratos Árabes Unidos. Junta asesora honoraria (José María Aznar)

Los Emiratos Árabes Unidos son de tamaño pequeño, pero son el octavo productor de petróleo y gas más grande del mundo y se ha convertido en uno de los principales inversores de lobby del mundo. Su diplomacia y grupos de presión se encargan de proyectar una imagen de moderación y estabilidad, mientras persigue sus objetivos de política exterior en sangrientas guerras desde Yemen hasta Libia.

El “pequeño reino del Golfo” es conocedor, junto a Arabia Saudí, de su triple peso como: Potencia energética con su petróleo; Potencia política en el mundo árabe dada su gran influencia; y Potencia financiera que se han convertido en grandes inversores en todo el mundo, de manera que poseen parte de los países occidentales a través de la compra de deuda y bonos del tesoro, como es el caso de Estados Unidos.

Es sabido por la denuncia de organizaciones humanitarias como Amnistía Internacional, y otras, que los Derechos Humanos son  infringidos una y otra vez en estos países, sin embargo los países occidentales practican la hipocresía y no hacen nada al respecto, más que continuar vendiéndoles armas para masacrar con lo que compran nuestras mortales mercancías y la ética de nuestros países.

La baza que juegan Arabia Saudí y los Emiratos Árabes es la narrativa de que son un cortafuego para occidente, de manera que su “estabilidad autoritaria” proyecta a los gobernantes autocráticos de los EAU como una fuerza estabilizadora en el Golfo, y convierten el relato de cualquier intento de pluralismo, desarrollo de la sociedad civil o la actividad de potencias rivales, como una puerta de entrada al caos y terror islamistas.

Es en este punto cuando conviene recordar que a Hitler se le vio como un freno al avance del comunismo y por ello los gobiernos de los “países democráticos” le permitieron hacer y deshacer, a pesar de que gran parte de la ciudadanía avisó de la perversión de su régimen nazi primero con la propia población alemana, llevando a los campos de concentración en primer lugar a socialistas y comunistas y más tarde a judíos y gitanos, además de la persecución del colectivo LGTBI, y de sus ansias de invasión de otros países.

Los gobiernos occidentales bailaron al son de Hitler, riéndole las gracias, participando en sus vergonzosas olimpiadas de agosto de 1936 mientras arrasaba junto a los rebeldes a la ciudadanía de la República Española. España fue sumida en 40 años de dictadura porque los gobiernos democráticos miraron hacia otro lado y más tarde el mundo lo pagaría bien caro, con 100 millones de muertos.

Se está repitiendo la historia de Hitler, mientras los Gobiernos de los Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí causan dolor y destrucción a la ciudadanía de Yemen, intervienen en el conflicto de Libia y desoyen los Derechos Humanos dentro de sus propias fronteras, las democracias occidentales miran para otro lado.

Los lobbistas presentan al país de Oriente Medio «como un socio estable en la región, comprometido con la ayuda humanitaria, aliado contra el terrorismo y el cambio climático». Y lo hacen, según el estudio de la CEO, gracias a que “la transparencia del lobby en Bruselas y la Unión Europea en su conjunto todavía deja mucho que desear”.

Andreas Krieg, académico del Kings College London le dijo al periódico británico The Times:

“El peligro de equipos como Bussola es que sugiere un grado de objetividad académica, cuando en realidad sirve a los intereses de política exterior de un país en el Medio Oriente cuyo historial y políticas de derechos humanos son incompatibles con los valores e intereses de Europa.

Continúa: “Creo que, por lo tanto, es problemático para cualquier gobierno comprometerse con Bussola, ya que la presencia de altos responsables políticos en la junta, o en eventos, le da legitimidad a este grupo de lobby emiratí”

Además del Instituto Bussola, la investigación de CEO señala otros dos lobby en empresas de relaciones públicas: Project Associates y Westphalia Global Advisory.

Project Associates es una compañía con sede en Londres que abrió una oficina en Bruselas en 2017. Esta firma, según el estudio, tiene un contrato con el Consejo Nacional de Medios de los Emiratos Árabes Unidos y, a su vez, subcontrató a “la controvertida empresa de minería de datos y desinformación SCL Social –empresa hermana de la conocida Cambdrige Analytica–”

El trabajo de Project Associates, según la CEO, consistió en hacer propaganda en redes sociales y “colocar” información en la prensa europea “para arruinar la reputación del rival regional Qatar”.

Westphalia Global Advisory, por su parte, es una empresa con sede en Bruselas desde 2018. Según apunta la investigación, se trata del principal cliente de la Embajada de los EUA en la Unión Europea y a ellos «ofrece servicios de “diplomacia privatizada”a los Emiratos para dar forma a sus objetivos con respecto a las políticas de la UE«.

Al igual que en la Unión Europea los Emiratos Árabes Unidos tienen sus lobbies en Estados Unidos, donde han llegado en 2019 a gastar 18 millones de dólares para influir en la política estadounidense. A diferencia que en la UE en los EE. UU., cada lobby que trabaja para un gobierno extranjero, ya sea amigo o enemigo, debe publicar el contrato en sí, así como proporcionar actualizaciones cada seis meses mientras permanece activo.

Lo que habría que preguntarse es ¿por qué sigue siendo tan fácil para los expertos en políticas de los think tanks, los consultores de lobby y los intermediarios en Europa desempeñar el papel de pistolero a sueldo de los regímenes represivos, y que se hagan tan pocas preguntas? ¿Por qué esto se considera aceptable en la cultura de la burbuja de Bruselas? Claramente, la transparencia del lobby de la UE todavía deja mucho que desear.

Hoy en día la guerra no va de moros y cristianos, va de autoritarios y demócratas dentro de todos y cada uno de los países, en la que el dinero une voluntades para mantener a los tiranos en el poder, y los defensores de la tolerancia debemos unirnos y elegir modelos económicos que no nos arrastren a situaciones no deseables.

Algunos datos sobre los Emiratos Árabes Unidos

Distribución estimada de los musulmanes sunitas en Medio Oriente. Localización de los Emiratos Árabes Unidos (EUA)

Distribución estimada de los musulmanes sunitas en Medio Oriente. Localización de los Emiratos Árabes Unidos (EUA), Fuente BBC.com

Los Emiratos Árabes Unidos es un país constituido en monarquía federal​ de Oriente Medio, situado en la península de Arabia. Está compuesto por siete emiratos: Abu Dabi, Ajmán, Dubái, Fuyaira, Ras al-Jaima, Sarja y Umm al-Qaywayn. Limita con Omán al sureste, con el golfo Pérsico al norte y con Arabia Saudita al oeste y sur. Aunque existen variaciones sobre las leyes de cada monarquía en su conjunto se puede decir claramente que el respeto de los Derechos Humanos brilla por su ausencia. La religión oficial es la musulmana en su versión sunita, al igual que en Arabia Saudí.

La familia real gobernante de los Emiratos Árabes Unidos vio la Primavera Árabe (2010-2012) que se correspondió con una serie de manifestaciones populares en clamor de, según los manifestantes, la democracia y los derechos sociales organizada por la población árabe, como una amenaza existencial, tanto para ella como para los gobernantes autocráticos dinásticos de los estados del Golfo en general. Su decisión ante el posible éxito de esta exaltación fue enviar fuerzas para ayudar a reprimir brutalmente una revuelta masiva en Bahréin en marzo de 2011. A medida que las imágenes de los manifestantes de la Primavera Árabe, los llamados a sociedades más pluralistas y democráticas se difundieron a nivel mundial y ayudaron a sembrar rebeliones en otros lugares, los Emiratos Árabes Unidos crearon una narrativa contraria para presentar al resto del mundo, y así evitar lo que para ellos supone una amenaza: la democracia.

Se ha encargado de crear un encuadre en blanco y negro de “estabilidad autoritaria versus terrorismo” que juega claramente con los temores occidentales. La narrativa de estabilidad, por lo tanto, ayuda a respaldar el statu quo en los Emiratos Árabes Unidos y gana aliados clave en Europa: tiene un atractivo para los conservadores, la extrema derecha, los islamófobos y también el centro derecha.

Así, esta narrativa de estabilidad ha permitido a los gobernantes de los EAU utilizar la “lucha contra el terrorismo” como excusa para perpetrar abusos contra los derechos humanos y desacreditar a los disidentes; y también es un pincel conveniente para empañar a los rivales regionales, que en gran medida tampoco respetan los Derechos Humanos.

Son habituales los casos de detenciones arbitrarias y torturas. En la mayoría de los casos estaba implicada la Agencia de Seguridad del Estado y la persona había sido detenida sin orden judicial, recluida en régimen de incomunicación durante semanas o meses y torturada o sometida a otros malos tratos. En algunos casos, permanece recluida en condiciones degradantes.

La libertad de expresión no se puede practicar. Las autoridades continúan deteniendo arbitrariamente y procesando a disidentes pacíficos, acallando en la práctica las críticas al gobierno. Decenas de presos y presas de conciencia siguen recluidos en condiciones terribles.

Las mujeres siguen estando discriminadas en la legislación y en la práctica. Por ejemplo, la Ley sobre la Condición Personal de 2005 establecía que entre “los derechos del esposo sobre su esposa” figuraba la “respetuosa obediencia [de ella]” (artículo 56), y ponía condiciones al derecho de las mujeres a trabajar o a abandonar el hogar (artículo 72). El artículo 356 del Código Penal penaba “el ultraje al honor con consentimiento” con un año de prisión como mínimo.

El gobierno no protege debidamente a las mujeres de la violencia sexual ni de la violencia en el ámbito familiar. En virtud del artículo 356 del Código Penal, al “disciplinar a la esposa”, el esposo está “ejerciendo sus derechos”, lenguaje que se puede entender como una autorización oficial de los malos tratos conyugales.

La homosexualidad se considera ilegal en todos los Emiratos Árabes, aunque en cada zona hay una ley distinta. En el caso de Dubái, las penas de cárcel pueden llegar a los 10 años, 14 para los habitantes de Abu Dabi

Los trabajadores y trabajadoras migrantes continúan estando ligados a las entidades empleadoras en virtud del sistema de kafala (patrocinio), lo que los dejaba en una posición de vulnerabilidad frente a los abusos y la explotación laborales. Este hecho es de gran importancia pues los trabajadores y trabajadoras migrantes, que conformaban más del 90% de la mano de obra del país.

Continúa negando la nacionalidad al menos a 15.000 personas nacidas dentro de sus fronteras y sin ninguna otra nacionalidad. La negativa las convierte en la práctica en apátridas y las privaba de una serie de servicios públicos, como la educación y la atención de la salud gratuitas.

Aunque no se registraron ejecuciones en 2019, los tribunales han seguido imponiendo condenas a muerte, principalmente a personas extranjeras acusadas de delitos violentos.

Respecto a su política internacional sigue coliderando la coalición beligerante en el conflicto armado de Yemen, implicada en crímenes de guerra y otras violaciones graves del derecho internacional. Asimismo, desvió ilegalmente armas y equipo militar a milicias activas en Yemen.

Respalda al autodenominado Ejército Nacional Libio, que comete violaciones graves del derecho internacional en Libia. También le proporciona armas y utilizaba drones en su nombre, violando el embargo de armas de la ONU.

Continúa formando parte, junto con Bahréin, Egipto y Arabia Saudí, de la coalición que impone sanciones económicas y políticas a Qatar.

Los hitos de José María Aznar

Recordemos por un momento el historial del indecente expresidente del Gobierno (1996-2004) José María Aznar

  • Impulsor de la burbuja inmobiliaria que llevó a la ciudadanía española a la ruina, mientras unos pocos se enriquecieron sin conciencia.
  • La fatal gestión del desastre del Prestige, El derrame de petróleo del Prestige ha sido considerado el tercer accidente más costoso de la historia,​ pues la limpieza del vertido y el sellado del buque tuvieron un coste de 12 000 millones de dólares según algunas fuentes, el doble que la explosión del Challenger pero por detrás de la desintegración del Columbia y el accidente nuclear de Chernobyl.
  • Protagonista del “Trío de las Azores” que mintió sobre las supuestas armas de destrucción masiva, lo que sirvió de llama paraa provocar el atentado del 11M en Madrid como venganza por la participación de España en la intervención de Irak, algo por lo que los otros dos miembros del trío, George W. Bush (Estados Unidos) y Tony Blair (Reino Unido) pidieron perdón por su torpeza, y sin embargo jamás oímos a Aznar pedir perdón por lo que hizo. Como consecuencia del 11M fallecieron 193 personas y alrededor de dos mil resultaron heridas.
  • Presidente de un Gobierno del que 12 de sus 14 ministros están encarcelados, imputados o implicados en asuntos judiciales en diferentes casos de corrupción.
  • La boda de su hija, entre cuyos invitados destacados se encontraban los cabecillas de lo que luego se conoció como la trama Gürtel, una red corrupta surgida alrededor del PP. Casi once años más tarde, el sumario del caso desveló además que la red corrupta destinó 32.452 euros para pagar parte del banquete.
  • Creador de la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES) que trabaja en el ámbito de las ideas y las propuestas políticas. Se constituyó como un think tank del Partido Popular.

Pues bien, ahora llega su obra culmen, ser el guía de un lobby de uno de los países del mundo donde los derechos humanos son una broma y la corrupción es su religión.

Desde luego lo que hay que reconocer que la conducta de Aznar está alineada con el espíritu de los gobernantes de la autarquía de los Emiratos Árabes Unidos, no podrían haber elegido a mejor consejero para sus fines, pues lo cierto es que hasta ahora ha conseguido escapar a la ley, a pesar de su trayectoria y además, presume de ser buen gestor, algo que es “comprado” por sus seguidores, a pesar de las claras evidencias de que no lo fue. Lo que gestiona bien es su bolsillo.

La ultraderecha española no tiene religión, solo ambición

Pablo Casado, delfín de Aznar y Aguirre, introdujo en su discurso de clausura de 2018, en el que fue elegido secretario del Partido Popular, al estado de Israel como ejemplo a seguir, y no es de extrañar ya que es creador de una fundación prosionista con el que fuera asesor de Defensa de Aznar, Rafael Bardají, hoy miembro del Comité Ejecutivo de Vox.

Fue en el 2014 cuando quedó acreditado a través de un juicio la relación entre la secta ultracatólica mexicana El Yunque y el lobby ultracatólico español Hazte Oír, entidad que ayudó a Vox en sus inicios y que hoy en día muchos de sus miembros ocupan cargos políticos. Según informa cuartopoder.es será a principios de 2021 cuando la Fundación Rosa Luxemburgo, organización alemana para el Análisis Social y la Educación Política, publicará un informe que explicará las relaciones de Vox y la ultraderecha española con la secta mexicana El Yunque, secta que iniciaba sus pasos en los años 50 desde una ideología fundamentalista católica y formas paramilitares y fascistas, con el objetivo de: “Defender la religión católica y luchar contra las fuerzas de Satanás” para “instaurar el reino de Cristo en la tierra”. En su país original, tienen gran capacidad de influir a través de organizaciones pantalla.

Por otro lado el diario El País pudo acceder a las donaciones secretas del Consejo Nacional de la Resistencia de Irán y en 2019 publicaba como esta organización,  financió la campaña electoral europea de Vox de 2014 y costeó también el día a día del partido ultra desde su creación hasta la llegada de esos comicios. Gastos como la fianza y el alquiler de la céntrica sede de la formación en la calle Diego de León de Madrid, los salarios de la plantilla, el sueldo del líder, Santiago Abascal —que en 2014 ocupaba el cargo de secretario general—, muebles y ordenadores corrieron a cargo del caudal económico extranjero. Esta organización que tuvo un brazo armado y que figuró hasta 2012 en la lista de organizaciones terroristas de EE UU apoyó a Vox desde su génesis.

El propio portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, admitió que la campaña de las elecciones europeas del 2014 estuvo financiada en un 80% por donaciones procedentes del exilio iraní.

Y ahora sabemos que Aznar se ha convertido en asesor del lobby del Gobierno de los Emiratos Árabes Unidos, bastión junto a Arabia Saudí de los musulmanes suníes, para intentar lavar la cara a esta autocracia y presentarla como un estado cuyas prácticas autoritarias son necesarias para la Unión Europea.

Sobre la corona española y su relación con los Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí

Siempre se ha dicho que el mundo árabe añora la vuelta a su Al-Ándalus y parece que las monarquías suníes autocráticas de Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos (EAU), entre otras, están haciendo todo lo posible por reconquistarla, utilizando claro está argucias del siglo XXI y aprovechándose de la sed de poder de la ultraderecha que no soporta la democracia, así como del amor por el dinero de la corona española.

Si nuestra economía acaba dependiendo en un porcentaje considerable de autarquías como Arabia Saudí o los Emiratos Árabes Unidos, nuestro país acabará siendo dominado por su política y su forma de actuar, y si nadie lo remedia parece que vamos camino de ello.

Por un lado los inversores árabes presentan gran interés por España y la tienen en los primeros puestos de su ranking internacional de inversiones. Las cifras desorbitadas que se mueven en estos mercados proceden fundamentalmente de los fondos soberanos. Es decir, de fondos de inversión gubernamentales.

Por otro lado pese a la implicación de Arabia Saudí en la guerra de Yemen y las peticiones de organizaciones no gubernamentales de que se paralicen las ventas de armas, España mantiene sus exportaciones a estos países que incumplen los Derechos Humanos y los mandatos de la ONU.

De momento ya tienen en sus reinos viviendo a un rey nuestro, al que durante años parece que han proveído de suculentos regalos como premio a sus trabajos, entre los que se encuentran los “supuestos” descuentos conseguidos por Juan Carlos I de empresas españolas en proyectos de tierras árabes, o al “regalo” de territorios como el Sahara Occidental para evitar la llegada de la democracia a sus tierras, para beneficio de sus hermanos monarcas queridos, con los que comparte el gusto por las armas, el dinero y el sexo.

Lo que es un hecho es que a Juan Carlos I y a Felipe VI no les importan lo más mínimo las violaciones de Derechos Humanos llevados a cabo de forma continuada por estas monarquías, en las que los disidentes, las mujeres y colectivos LGTBI son maltratados, encarcelados o asesinados. Nunca se ha escuchado de su boca ningún reproche, al contrario, se pasean de la mano con los asesinos.

Un buen ejemplo del desprecio por los derechos humanos de la monarquía española fue cuando recién asesinado el periodista Jamal Ahmad Khashoggi por funcionarios de la corona, porque iba a publicar documentación sobre el uso de armas químicas por Arabia Saudí  en su guerra contra la población de Yemen, se publicó una foto tomada en Abu Dhabi durante el Gran Premio de Fórmula 1 de 2018 del rey Juan Carlos I con el príncipe asesino, a pesar de que la CIA estadounidense había acusado claramente al príncipe saudí Mohamed bin Salman de estar detrás del horrendo asesinato del periodistaLa relatora de la ONU, Agnes Callamard, llegó a afirmar que:

“Las circunstancias del asesinato y la respuesta posterior de los representantes del Estado saudí pueden ser descritas como “inmunidad para la impunidad”.

Juan Carlos I fue el primer líder occidental en fotografiarse con el príncipe saudí Mohamed bin Salman, foto a la que muchos calificaron como “la foto de la vergüenza”.

 

 

En palabras del politólogo, filósofo, sociólogo y catedrático francés de origen argelino Sami Naïr:

Todo el mundo sabe que hay criminales dentro del estado saudí“.

A pesar de lo conocido cuando murió el rey saudí, Abdalá, en 2015 el ya rey Felipe VI se desplazó a la capital de Arabia Saudí para dar el pésame. Además el rey emérito también quiso rendir tributo al difunto y días después se plantó en Riad. Un testigo presencial recuerda como lloró al evocar la figura de Abdalá ante su sustituto en el trono, el rey Salman. En alguna de las fotos tomadas entonces aparece con un pañuelo en la mano.

La corona española llora por un tirano y poco le importa lo que le sucede a la ciudadanía de ese país, o a la que arrolla con cruentas guerras en otros países.

Dicen que  Juan Carlos y Aznar no hicieron migas cuando este último fue Presidente del Gobierno, sin embargo ya se sabe “poderoso amigo es don dinero” y ahora ambos ven unidos sus caminos en la autarquía de los Emiratos Árabes Unidos.

Ver más

corporateeurope.org United Arab Emirates’ growing legion of lobbyists support its ‘soft superpower’ ambitions in Brussels (La creciente legión de “hábiles conseguidores” de los Emiratos Árabes Unidos apoya sus ambiciones de “superpotencia blanda” en Bruselas) 17-12-2020

es.amnesty.org Emiratos Árabes Unidos 2019

astelus.com Las leyes homófobas de los Emiratos Árabes Unidos

infolibre.es Así hizo ‘lobby’ Arabia Saudí en la Unión Europea a través de una consultora belga 30-01-2019

eldiario.es Arabia Saudí, un poderoso lobby en la sombra en Bruselas 10-02-2019

elpais.com Vox se fundó con un millón de euros del exilio iraní 21-01-2019

Instituto Bussola. Think tank de los Emiratos Árabes Unidos: bussolainstitute.org

Wikipedia Emiratos Árabes

diario16.com La relación entre Juan Carlos I y el rey de Bahréin, un secreto de Estado 04-09-2020

bbc.com ¿Por qué al Qaeda y Estado Islámico ven en España un territorio a “reconquistar”? 6-10-2016

lamarea.com Un lobby del que forma parte Aznar blanquea la imagen de los Emiratos Árabes Unidos en la UE 18-12-2020

es.euronews.com El rey Juan Carlos y Mohamed bin Salman: la foto de la discordia 26-11-2028

Wikipedia Desastre del Prestige

Wikipedia Atentados del 11 de marzo de 2004

publico.es ¿Dónde están ahora los invitados de la boda de Ana Aznar y Alejandro Agag? 4-09-2017

Wikipedia Trío de las Azores

bbc.com Libia: por qué hay tantas potencias internacionales implicadas en el conflicto en la nación norteafricana 15-01-2020

bbc.com 6 claves que explican la histórica enemistad entre Arabia Saudita e Irán 23-11-2017

cuartopoder.es El reino de Cristo en la tierra (y en España): las conexiones de Vox con una secta 19-12-2020

lasexta.com La estrecha vinculación de ‘Hazte Oír’ y Vox: “Abascal es amigo de Arsuaga” 6-12-2020

eldiario.es Vox mete en política y en las instituciones a miembros de Hazte Oír y el lobby ultracatólico que le ayudó en sus inicios 9-12-2019

elperiodico.com Vox admite que recibió dinero del exilio iraní para la campaña de las elecciones europeas del 2014 28-01-2020

elmundo.es Suníes y chiíes: un viejo pero muy actual cisma 7-01-2016

Wikipedia Fundación Rosa Luxemburgo

Wikipedia Primavera Árabe (2010-2012)

bbc.com Por qué Juan Carlos I eligió irse a Emiratos Árabes Unidos tras abandonar España 19-08-2020

elconfidencial.com Juan Carlos I y sus ‘hermanos’ árabes: carácter parecido y una generosidad lucrativa 3-08-2020

elcorreo.ae Inversiones árabes en España 2-12-2012

elperiodico.com España vendió armas a Arabia Saudí por 23,5 millones de euros 12-03-2020

Wikipedia Burbuja inmobiliaria en España

Artículos relacionados en LA-POLITICA.COM

Juan Carlos I incumplió el derecho internacional al entregar el Sahara Occidental al rey de Marruecos, para conseguir el beneplácito de Estados Unidos y el apadrinamiento de Arabia Saudí en la restauración borbónica en España

España, reino de Borbones, donde la inviolabilidad lleva a la impunidad

Khashoggi iba a revelar el uso de armas químicas por parte de Arabia Saudí contra la población de Yemen

Ser periodista en Arabia Saudí. A Khashoggi

PP PSOE y C´s sellan sus labios ante las violaciones de derechos humanos de Arabia Saudí y aprueban venta de armas